Manos sucias

Manos sucias

Surfeando por la red nos hemos encontrado este inspirador diseño del artista afincado en Nueva York Roland Reiner Tiangco. La propuesta es clara y contundente, y llega desde el minuto cero a su destinatario, invitándole a ser protagonista, a participar activamente en una obra efímera, de un sólo uso. Se trata de remangarse y ensuciarse, algo que empieza a ser poco común en un mundo cada vez más digital.

El desarrollo de la idea no puede ser más original. Recibimos un sobre con un póster en su interior y al sacarlo nos damos cuenta de que nos estamos pringando las manos, emborronando nuestros dedos a tope. Desdoblamos el papel y nos encontramos con que está en blanco, mmmmm…?

Manos sucias diseño creativo aplicado a un póster

Manos sucias diseño creativo aplicado a un pósterManos sucias diseño creativo aplicado a un pósterManos sucias diseño creativo aplicado a un póster

Al rozar la hoja con nuestras manos sucias nos empezamos a dar cuenta de que la cosa tiene truco y de que un mensaje comienza a vislumbrarse. Visto esto, empezamos a guarrear contra el papel buscando la frase oculta que el autor nos quiere trasladar: «The future belongs to the few of us still willing to get our hands dirty», o lo que viene a ser «El futuro pertenece a los pocos que están aún dispuestos a ensuciarse las manos».

Manos sucias diseño creativo aplicado a un pósterManos sucias diseño creativo aplicado a un póster

Para los más curiosos, comentaros que el creador ha comercializado un edición limitada de la obra por 80 dólares -unos 60 euros- la unidad. Aquí os dejamos su escueta web por si queréis contactarlo.

Una creación ingeniosa que nos ha encantado, sobre todo porque creemos que pese a que las nuevas tecnologías son geniales y sin duda están marcando nuestra era, no podemos olvidar ni distanciarnos en exceso de lo esencial y lo primigénico. De ensuciarnos con pigmentos antes de ser cracks del retoque con Photoshop o de experimentar con diferentes materiales nobles antes de buscar imitarlos artficialmente.

Pero por supuesto la moraleja no se queda ahí y va mucho más allá. El diseño pretende trasladar un claro mensaje: si quieres algo, muévete, ve a por ello, lucha, trabaja y el futuro -por llamarlo de alguna manera- sabrá recompensarte.

Lo dicho, para triunfar tenemos que empezar a remangarnos y perder el miedo a mancharnos la camisa. Esto me lleva a la idea de que en Ohmycool deberíamos empezar a trabajar para desarrollar pinturas de dedos para adultos,… Sííííí ;)

Autor

ohmycool
La tienda de las cosas chulas y los regalos de diseño. Perfecta para regalar o regalarte artículos originales y cool.
Complementos, decoración, kawaii, lomography, do it yourself y mucho más en nuestra selección de artículos. Visítanos aquí: Ohmycool.com

No te lo guardes! Si te gusta, comparte.

ECHA OTRO VISTAZO

Cerillas Kokeshi
Bolas de nieve
La moda del cartón

Leave a Comment